La masturbación en el embarazo ¿Beneficios o riesgos?

0 Comentarios

mujer-embarazada

Socialmente existen ciertos debates sobre si existen beneficios o por el contrario inconvenientes en relación a la práctica de la masturbación femenina, que puede llegar a practicar una mujer cuando está embarazada. Hay quien dice que la masturbación durante la gestación es una acción que puede conllevar riesgos para el feto, y por el contrario, también podemos destacar las argumentaciones de quiénes afirman que es beneficioso. Hoy vamos a aclarar los tabús que existen al respecto.

En primer lugar debemos destacar que es más que probable que las mujeres que se encuentren embarazadas experimenten un incremento del deseo sexual. Este incremento del deseo sexual se debe a que llega un mayor aporte sanguíneo a la zona pélvica, haciendo que los genitales sean más sensibles ante las relaciones sexuales y se experimenten orgasmos de mayor calidad.

La realidad es que la masturbación femenina durante el periodo de gestación tiene grandes beneficios para la mujer que se encuentra a la espera del nacimiento de su retoño. Dado que según avanza el embarazo, el incremento del volumen de la barriga hace cada vez más complejo mantener relaciones sexuales con normalidad (posturas imposibles de adoptar, incomodidad, molestias ante la penetración e incluso miedo…). La masturbación se convierte en la alternativa perfecta para continuar manteniendo una vida sexual activa, ya sea en pareja o en solitario, y así saciar las necesidades fisiológicas que se tengan en este aspecto.

La masturbación durante el embarazo también resulta una práctica positiva debido a que favorece la dilatación de la zona vaginal, favoreciendo que en el momento de dar a luz, el expulsivo sea mucho más sencillo.

No podemos olvidarnos que la masturbación manual es una gran alternativa para lograr alcanzar el orgasmo, siendo además una manera de alcanzar el clímax que no supone riesgos de ejercer ningún tipo de presión sobre el útero como podemos temer que ocurra con la penetración.

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *